El deporte, otro derecho del pueblo cubano

Publicada Diciembre 3, 2010 in Deporte

MARIELA PÉREZ VALENZUELA

                     

Cuarenta y nueve años han transcurrido desde que el líder de Revolución cubana, Fidel Castro, expresó la frase “El Deporte es un derecho del pueblo”, un sueño hecho realidad a lo largo de estos años en el que esta actividad ha sido priorizada en la Isla.

No es un secreto que antes del triunfo revolucionario de 1959 la educación física y el deporte era un privilegio de una minoría de nuestro país. Fidel lo recordó el 19 de noviembre de 1961, al hablar en la clausura de la plenaria nacional de los Consejos Voluntarios del Instituto Nacional de Ejercicios, Educación Física y Recreación (INDER), efectuada en la Ciudad Deportiva.

Ese día se refirió a la necesidad e importancia de llevar la formadora educación física a las escuelas primarias y centros secundarios, y al adiestramiento en centros especiales de las futuras glorias del deporte cubano, que salidos del pueblo pondrían en alto el nombre de Cuba.

DERECHO DE TODOS

¿Cuántas veces no hemos disfrutado padres, madres, abuelos y abuelas de la imagen de nuestros pequeños con sus manitas en alto, en cuclillas, saltando, junto a decenas de otros niños que en el círculo infantil (guardería) realizan ejercicios, mientras observan a su profesora de educación física?

Esta es una práctica extendida a las escuelas de nivel primario, secundario, preuniversitario y la universidad. Desde pequeños ya se van captando a los futuros atletas de la nación, que continúan estudios en escuelas especiales donde combinan las asignaturas regulares para su grado escolar con el deporte.

La educación física constituye una asignatura existente en todos los tipos de enseñanza, pues además de formar el carácter y desarrollar el físico entregan primero la cantera y después a los participantes en las competencias de Juegos Infantiles, Juveniles, Universitarios.

Pero hacer deporte es un derecho del pueblo cubano, como dijo Fidel, por eso son cientos de miles las personas que lo practican, algunos de una manera regular, como caminar, hacer gimnasia en los centros habilitados por el estado, campismo, natación y otros.

Practicar ejercicios, como es sabido, es ideal para mantenerse saludable, físicamente en forma; prevenir enfermedades, combatir el estrés y el sedentarismo, estos últimos causantes de dolencias cardiovasculares y accidentes cerebrales.

SOLIDARIDAD EN EL DEPORTE

Formados por la Revolución, hoy suman varios miles los colaboradores cubanos que de forma desinteresada trasmiten la experiencia de Cuba en el sector deportivo en otras tierras, como entrenadores en distintas disciplinas.

También están quienes llevan el entrenamiento a las comunidades más humildes de países como Venezuela.

En la Parroquia Sucre, en los sectores de la carretera vieja de La Guaira, nació el 19 de abril del 2003 el Programa Barrio Adentro Deportivo en Venezuela. En aquel entonces el colectivo de trabajo lo integraban 16 profesores cubanos, licenciados en Cultura Física.

Fue tan grande la aceptación que tuvo el Programa que en junio del 2003 la cifra de pedagogos del sector aumentó a 61, y seis meses más tarde, sumaban 330.

Dirigido a los sectores y comunidades históricamente excluidas, el Programa Barrio Adentro Deportivo se extendió al resto del país, en la medida en que se elevaba la cifra de colaboradores, que llegó a alcanzar los cinco mil 57 cuando el presidente Hugo Chávez oficializó el proyecto en los 24 estados de Venezuela, el 31 de julio de 2004.

En los resultados alcanzados hasta hoy ha sido fundamental el trabajo conjunto de los médicos con los profesores deportivos, primero a través de los consultorios médicos y en la actualidad mediante las áreas de salud integrales comunitarias.

El Programa Barrio Adentro Deportivo desde un inicio se propuso contribuir al desarrollo de la masificación del Deporte, la Cultura Física y la Recreación, a fin de elevar la calidad de vida de la población venezolana.

En la tierra de Simón Bolívar, los colaboradores cubanos trabajan en varios programas de la cultura física y el deporte, entre ellos Gimnasia para el adulto mayor, el tratamiento del asma bronquial, las enfermedades cardiovasculares (hipertensión), profilaxis para el parto, atención a las deformidades ortopédicas (rehabilitación), a accidentes cerebro-vasculares (rehabilitación) y a enfermedades endocrino-metabólicas (obesidad, diabetes) y la bailo-terapia.

Otros proyectos en los que se ocupan son el deporte participativo en las escuelas y el deporte masivo en las comunidades; masificación del ajedrez en los centros escolares; festivales deportivos recreativos en los barrios; programa A jugar en la comunidad y el Proyecto de atención a la misión Negra Hipólita, que pretende acabar con la pobreza extrema, entre otros.

En el 2006 fuimos testigos de la aceptación que tiene la labor de esos solidarios trabajadores del deporte en Venezuela, durante una visita a la Dirección de Desarrollo Local y Participación Ciudadana, en el estado Cojedes, donde, en un espacio al aire libre, decenas de mujeres se preparaban para la rutina del calentamiento.

Allí, la profesora cubana de educación física Elizabeth Mora de Loyola esperaba a sus alumnas cada día, a las cinco de la tarde, para la bailoterapia, muy practicada por sus beneficios no solo para el cuerpo.

Eran 44 mujeres de distintas edades las que asistían a las clases de bailoterapia, y aunque ellas mismas expresaban su entusiasmo, era suficiente observar sus rostros para percatarse cuanto habían cambiado sus vidas.

“La evolución es notable, pues aunque algunas asisten porque les gusta y para sentirse bien, lo que es muy importante, otras son remitidas por el médico por problemas de estrés, obesidad y asma, entre otras dolencias”, señaló Elizabeth, la profesora, a esta reportera.

Elizabeth también trabajaba en otros programas en la misión Barrio Adentro Deporte, como la rehabilitación, la gimnasia con el niño y con los abuelos, el deporte participativo y en actividades recreativas con la población, fundamentalmente los fines de semana.

Así conocimos que con los ancianos del círculo de abuelo la joven profesora se reunía tres días a la semana para realizar ejercicios vitales para fortalecer los planos musculares y organizaba juegos con pelotas y caminatas que contribuían a mejorar su calidad de vida.

EL DEPORTE TAMBIÉN SIENTE LOS EFECTOS DEL BLOQUEO

Durante casi cinco siglos, las sucesivas administraciones norteamericanas no solo han mantenido el bloqueo económico, comercial y financiero contra Cuba, sino que, con el decurso de los años lo han recrudecido, tratando de matar de hambre y de enfermedades a la población cubana. Un 75 por ciento de los ciudadanos cubanos nació bajo las limitaciones impuestas por el bloqueo.

Según cálculos, la política de bloqueo económico, comercial y financiero ocasionó pérdidas económicas a Cuba hasta diciembre de 2009, por un valor superior a los 100 mil 154 millones de dólares.

Los sectores de la alimentación y la salud; la educación, la cultura, así como el transporte, constituyen renglones de importancia social dañados por esa política, arreciada durante el gobierno del ex presidente George W. Bush. También el deporte siente sus efectos.

El deporte cubano cuenta con varios ejemplos en los que se verifica la aplicación del bloqueo, citados en el Informe “Necesidad de poner fin al bloqueo económico, comercial y financiero impuesto por los Estados Unidos de América contra Cuba”, presentado el pasado mes de octubre por la Isla ante la Organización de Naciones Unidas.

Cuba se ha visto imposibilitada de comprar el Equipo de Cromatografía Líquida, acoplado a Espectrometría de Masas (LC/MS/MS) que resulta esencial para la actividad del control antidopaje, ya que el gobierno norteamericano prohíbe que compañías norteamericanas y subsidiarias en terceros países lo suministren a Cuba. Igualmente, las autoridades en Washington niegan el derecho de adquirir reactivos y sustancias de referencia para el trabajo en el Laboratorio Antidoping.

La Compañía norteamericana UCS INC no respondió las solicitudes de ofertas realizadas por la empresa cubana CONSUMIMPORT para la compra de artículos deportivos para el desarrollo del béisbol.

Ante esta falta de respuesta, según consta en el Informe, la empresa cubana se vio obligada a utilizar un intermediario y a realizar la compra en un tercer mercado, con el consiguiente incremento en sus costos ascendente a 3 mil dólares para una sola operación.

A pesar de los obstáculos, Cuba sigue adelante, victoriosa, preparando al relevo que también pondrá en alto su bandera, como hoy lo hacen miles de deportistas de la Isla.

Be Sociable, Share!

4 Responses to “El deporte, otro derecho del pueblo cubano”

  1. Gracias por compartirlo

    avatar Rusty Haskin
    Febrero 1, 2011
  2. We are a group of volunteers and opening a new scheme in our community. Your site provided us with valuable information to work on. You have done a formidable job and our entire community will be grateful to you.

    avatar Bernard Raque
    Febrero 25, 2011
  3. My brother suggested I might like this website. He was totally right. This post actually made my day. You can not imagine just how much time I had spent for this information! Thanks!

    avatar Belkis Dekker
    Febrero 25, 2011
  4. Nice text. I like your internet site style also. keep on your fantastic work.

    avatar Archie Norcross
    Marzo 12, 2011

Leave a Comment

*